29 jun. 2011

Update 06.

Hace tiempo que vengo con ganas de escribir, pero no lo hago porque me viene la fiaca mental o porque sé que lo que escribiré no será muy bueno. Pasa pues,  que desde hace más de un año mis obras son impublicables (hasta en mi blog), supongo que fue el amor el que me volvió medio tonta y estuve como idiota por mucho, mucho tiempo Ahora, eso no quiere decir que ya no esté enamorada, pero pues como que toca priorizar las pasiones, no? Y si sigo así, no seré lo que quiero ser (cuando sea grande).

Haber, entonces, los pongo un poco al tanto de mis aventuras mundiales.
Ya no vivo donde vivía (en Bolivia), tiré todo por la borda -típico de mí- y me lancé a conquistar el mundo y a vivir de lo que se me presente! Si, tan romántico como suena!, pero más denso de lo que aparenta Vivo en un nuevo continente, en un país donde hablan un idioma muy extraño y donde mis intentos por encajar -hasta ahora- han fracasado. Lo bueno del chiste, es que desde hace un mes soy completamente independiente y me fascina! Había olvidado lo que es gastarse la plata en alguna estupidez y luego no saber con qué comprar el mercado de la semana, ja! Va de pelos, probablemente hasta adelgace, tanta falta que me hace! He subido como 12 kilos, todo me aprieta y me siento como miss Piggy, pero con el pelo castaño y los ojos bizcos. (Acabo de enterarme que se escribe aprieta y no apreta como lo he hecho durante los últimos 20 años) Frustraciones de los escritores -oder was-?

Luego, he pensado mucho en México desde la otra semana Estaba charlando con este tipo que toca en una banda que se llama Molotov (que nombrecito, no)? Anyway, hablábamos de cosas de la vida, e inesperadamente pensé en dos personajes mexicanos que me cautivaron cada cual por su lado! Primero; pensé en aquel muchacho que se enamoró de mí y yo de él, y que después desapareció de mi vida más o menos como apareció… Al final nunca supe razones, y tampoco supe quién le hizo más bien o más mal al otro. La cuestión es que el muchacho este, escribía poesía bizarra de la buena! Nos conocimos por los blogs, al final un par de fotos para sellar el pacto de amor en línea, y luego la utopía se desvaneció. Pensé en su vida y en lo mucho que ama los números, la física y la matemática, y en cuanto yo odio todo eso, aunque por un lado, la física puede llegar a ser interesante.

Pensé también en mi comadre DiabloCody a quien no leo hace mucho Pero siempre me encantó su sencillez y su complejidad, (sí), y hasta le regalé un vestido que no sé dónde está. Obviamente nuestra fructífera amistad fue por este medio también, y ahora no sé en qué anda, pero espero que ella, su mamá, hermana y papá estén bien y unidos -como siempre- (sin olvidar sus 42 perritos.

Cómo extraño a mis perras carajo!!! Yotala y Úrsula Son así como mis hijas, realmente las necesito acá, a mi lado Si algún día llego a ser rica y famosa en este país, las traeré para que me hagan compañía y pueda pagarles la escuela de obediencia y sus seguros médicos; sí, gente, los perros (en este país) deben tener un seguro médico, y además se paga un impuesto de mucho al año sólo por el hecho de tenerlos Disculpen mi ignorancia si es que ya sabían de eso, pues yo jamás lo supe; y en Bolivia, tenemos perros, burros, gatos y vacas para regalar!

Qué más? Se acuerdan de mi tesis? Pues se quedó en Bolivia junto con Yotala, Úrsula y todos los demás No soy nada, no tengo estatus de estudiante o desempleada, de rica o pobre (aunque ahora me inclino por lo segundo en ambas frases) y estoy mejor y más feliz que antes Necesitaba un cambio radical y alejarme de algunas personas y acercarme a otras
Extraño la simpleza de Bolivia, pero me fascina viajar en metro sin un ticket y sentir ese miedo de que me cachen!! Obviamente esta aventura no se repite todos los días, pues tengo -aunque no lo crean- algo de conciencia.
Ahora, -hoy, que tengo nueva casa- me topo con la sorpresa de que mi compañero de piso tiene cierta afinidad a la carne y a todo lo que se pudra, entonces, -deliberadamente- he botado varias cajas de vainas del refrigerador Aún no llega, aún no sé qué me depara el destino, quizás me mande al demonio, pero me vale cuatro arvejas, soy una camélida limpia y pulcra, odio la mugre.
Por ahora los dejo, tengo que arreglar cosas en la cocina y ordenar un poco todo lo de la mudanza.


22/06/11  6:50 de la tarde.